lunes, 9 de junio de 2014

Las locomotoras de "la fresa" (IV): La "Garrafeta"

A veces uno duda si algunos recuerdos de la infancia son ciertos o uno los imagina atando cabos de aquí y de allá. Con la garrafeta, o mejor, con las garrafetas me ocurre eso. Tengo la sensación de que allá, por la primera mitad de los 60, vi a una de ellas pasar o maniobrar en la estación de Aranjuez mientras yo estaba sentado en un costa esperando la salida del mixto Aranjuez-Cuenca. Recuerdo ver pasar por la vía de al lado una locomotora muy rara, como si llevara el ténder por delante...y luego otro ténder... ¿No era una garrafeta? ...¿Sí lo era y estaba haciendo alguna prueba o presentación en aquel momento en que estaban recién construidas?...En fin, imaginado o no, ese es mi primer recuerdo de una  de estas locomotoras. Después, mi único contacto con ellas fue en sus esporádicas visitas a Madrid con motivo de alguna jornada de puertas abiertas en el Museo o de la temporada del tren de la Fresa de 2008 en la que actuó, no sé si total o parcialmente, como locomotora titular.

Mas adelante en este blog me referiré de forma general  las Garrat que llegaron a RENFE o las construidas directamente por encargo de ella como esta serie 282-0421/430 a la que pertenece la 282-0421, la locomotora de la que en este caso me voy a ocupar de forma especial.

Ésta Garraf-doble Mikado sistema Beyer-Garrat fue construida en la factoría vizcaína de Babcock&Wilcox en 1960 como primera de una serie de diez locomotoras prácticamente similares -si bien con algunas modificaciones y mejoras menores tales como el calentador de agua- a otras 282 que pasaron a RENFE procedentes del Central de Aragón y que habían  sido construidas por la misma factoría en la década de los 30. Eran por tanto unas máquinas ya tecnológicamente superadas y entre los expertos siempre ha existido la duda de qué fue lo que llevó a RENFE a encargarlas en una época tan tardía. Parece que pertenecían a una partida de locomotoras planificada en el Plan Laboral de 1952 cuya construcción debió irse retrasando y que RENFE no quiso modificar ni mejorar mucho pues se veía ya claramente el más o menos cercano fin de la tracción vapor.

 Estas locomotoras estaban destinadas en un principio al transporte de mineral de hierro en el tramo Nacimiento-Gádor de la línea de Linares a Almería, dado su excepcional esfuerzo de tracción de 22000 kg -sólo superado por las "Santa Fé"- y que provenía básicamente de su elevado peso adherente y ruedas relativamente pequeñas. Sin embargo sus destinos fueron  los depósitos de Tarragona y de Valencia-Alameda y su dedicación principal el arrastre de pesados trenes de mercancías en la líneas de la Comunidad Valenciana, Aragón y Cataluña.

Una garrafeta o técnicamente una Garrat-doble Mikado arrastrando un tren de mercancías (Autor desconocido)

La 282-0421 estuvo trabajando en RENFE hasta 1972 y de estos 12 años quedan algunos recuerdos y referencias a ella tales como esta pequeña noticia acompañada de una mínima foto, casi irrepoducible, en el suplemento Por toda la Red del número 65  de Vía Libre de  mayo de 1969


LA MAQUINA “Garrafeta” 282-0421 siempre se ha distinguido por su eficiencia y por el cuidado y la limpieza que le prestan el maquinista don Angel Marcano García y el fogonero don Luis Díaz Panadés. La foto está tomada desde el puente de Plana-Picamoixons, línea de I.érida-Reus-Tarragona, cuando remolcaba un tren regentado por el jefe de tren DomingoMadrid. (Nota y foto, cortesía suscriptor 40.618)

O esta entrañable foto publicada en la sección Estampas del ayer del número 381 también de Vía Libre  (noviembre de 1995):


Tras esta prematura retirada tan sólo tras 12 años de servicio, la locomotora pasó al naciente museo de Vilanova como representante de su serie y donde permaneció inactiva hasta 1988. Como en esa época no había locomotoras de vapor disponibles en Barcelona para hacer trenes especiales, se tomó la decisión por la Dirección de la 5ª Zona de RENFE, al margen del Museo de Delicias, de reactivarla dado su buen estado y teniendo en cuenta la ventaja de no necesitar de placas giratorias. Se reparó en los talleres de San Andrés Condal con la colaboración de la empresa Caldelsa. En julio de 1988 se efectuaron las pruebas de forma satisfactoria y el 9 de agosto figuró por primera vez en cabeza de El Tren de la Costa que con carácter bisemanal circuló entre Blanes y Barcelona. Después, durante unos años, estuvo realizando trenes turísticos y conmemorativos en distintas zonas catalanas.

En julio de 1993 la Garrafeta estaba en Madrid para encabezar un tren especial a El Escorial organizado por la revista Maquetrén aunque no se si llegó a participar en alguna otra actividad o jornada de Puertas Abiertas. El hecho es que sufrió una avería y quedó estacionada en la playa del TCR de RENFE en Villaverde Bajo. Un mes después, y desde un tren en marcha, pude fotografiarla allí. Las imágenes son de poca calidad pero las incluyo por su valor testimonial teniendo en cuenta que en aquellos momentos también estaba estacionada allí la MZA 1701, nada menos...y ¡ ambas averiadas! (¿qué pasa cuando vienen a Madrid?)

A finales de agosto de 1993 fotografié a la Garrafeta en el TCR de Villaverde presumiblemente averiada

Otra foto de la Garrafeta en las playas del TCR en agosto de 1993. Al fondo los costas del tren de la Fresa supongo que esperando la reanudación de la temporada en septiembre.


Esta es para mi una foto irrepetible y testimonial aunque conseguida sólo parcialmente. A la derecha la Garrafeta. A la izquierda, la cabina y el tender de la MZA 1701/ RENFE 241-2001 (esperando el porvenir,  como siempre). Agosto de 1993
Ignoro el tiempo que permaneció en Madrid la locomotora. Ya en 1996 se hace cargo de ella la entonces recién fundada Asociación para la Recuperación de Material Ferroviario (ARMF) de Lleida que hace, una vez más, un estupendo trabajo con ella y la dedica a trenes históricos y conmemorativos y especialmente al remolque del Tren dels Llacs en el tramo entre Lleida y Balaguer. 

Preciosa imagen de la 282-0421 en cabeza del Tren dels Llacs (Foto ARMF)

Sin que sepa exactamente como sucedió, en el año 2008 la Garrafeta retornó a Madrid para encabezar el tren de la Fresa durante esa temporada. En la foto siguiente la vemos en Puerta de Atocha de donde salía este tren en aquellos años:

Garrafeta en Madrid-Puerta de Atocha en el verano de 2008. (Foto: FFE)

y en plena línea:

En cabeza del tren de la Fresa. Verano 2008 (Autor desconocido)

En esta ocasión la locomotora debió retornar a Lleida sin mayores problemas donde volvió a hacerse cargo del Tren dels Llacs. En la última jornada de puertas abiertas de la ARMF en marzo de 2014 tuve el placer y la suerte de fotografiarla una vez más:

La 282-0421 en los talleres de ARMF, Lleida, marzo de 2014

En principio parece que esta temporada no se va a hacer cargo del tren dels Llacs. Espero que la causa no sea ningún problema de fondo y la querida garrafeta siga deleitándonos -y enseñándonos- durante muchos años más.

Es una verdadera satisfacción poder finalizar una entrada de este blog sin tener que lamentar la pérdida o el deterioro de una pieza histórica. La garrafeta es una muestra inigualable de lo que podría hacerse con otro material histórico antes de que sea definitivamente irrecuperable.

1 comentario:

  1. Legendario tambien este tipo de locomotora,personalmente con un cierto aire "escentrico"dado su peculiarisimo tipo de rodaje y estetica,pero,lleno de nobleza y fiabilidad.Efectivamente,poseedoras de un elevadisimo esfuerzo de traccion,fueron locomotoras que hicieron un muy valioso y eficaz servicio en durisimas y exigentes lineas y condiciones climatologicas,como su periplo en la comarca de Teruel con sus empinadas rampas,con temporales de nieve,con pesados mercantes y butaneros en la zona de Levante.Realmente,es una verdadera satisfaccion,como finaliza esta estupenda entrada,que se siga conservando en un magnifico estado esta unica pieza...

    ResponderEliminar